xvaltra_n4f9965_88387

Marcha atrás hacia el futuro

Valtra, el mayor fabricante de tractores del norte de Europa, ayuda a los agricultores a trabajar con más comodidad y eficiencia tanto hacia adelante como marcha atrás, con un exclusivo asiento que gira 180 grados. En el centro del innovador sistema de ahorro de combustible TwinTrac hay un sensor de SKF.

Texto Wif Stenger Fotos Mikko Nikkinen

Diseño Alimentos y bebidas Rodamientos con sensor

Datos

Datos Valtra

Volumen de ventas (2014): 1 000 millones de euros
Personal: 2 100 empleados
Producción anual: 24 000 tractores construidos a medida en Suolahti, Finlandia, y Mogi das Cruzes, Brasil

www.valtra.com

 

Enlaces relacionados

Valtra

Contacto de venta

Timo Pajarinen, Timo.Pajarinen@skf.com

Hace poco, el tetracampeón de rally Juha Kankkunen marcó un récord mundial de velocidad en tractor, al superar los 130 kilómetros por hora en una carretera nevada de la Laponia finlandesa. Evidentemente, Kankkunen manejaba hacia adelante, pero los agricultores saben que la manera más eficiente de manejar un tractor suele ser en marcha atrás. Sin embargo, girar la cabeza durante mucho tiempo para mirar hacia atrás puede ser doloroso y cansador.

Valtra, fabricante nórdico líder de tractores y filial de AGCO Corporation, presenta una innovación que permite manejar un tractor con la misma facilidad tanto en un sentido como en otro. Se trata de TwinTrac, que consiste en una disposición exclusiva de asiento giratorio y un juego separado de mandos orientados hacia la parte posterior de la máquina.

El ergonómico TwinTrac evita que los agricultores tengan dolores de espalda y cuello, a la vez que reduce el tiempo de trabajo, el consumo de combustible y las emisiones. La cabina, silenciosa y espaciosa, tiene el piso plano, con lo que resulta aún más fácil cambiar de sentido, y garantizar al mismo tiempo una visibilidad y seguridad máximas.

Según un estudio independiente de TTS, un instituto de investigación, desarrollo y capacitación en Finlandia, segar con la combinación TwinTrac puede mejorar la productividad y reducir el consumo de combustible entre un 10% y un 30% comparado con la marcha adelante con una segadora tipo mariposa. La ventaja resulta especialmente llamativa en los campos de forma irregular.

Los tractores Valtra son los únicos que llevan equipados de fábrica una transmisión completa de marcha atrás en las máquinas con potencias entre 74 y 300 kW (entre 90 y 400 hp).

Lanzado a fines de 2014, el tractor de 186 kW (250 hp) de la nueva serie T de Valtra fue elegido Máquina del Año 2015 en la SIMA 2015, la Feria Internacional de Agronegocios de París, una de las más importantes del mundo de su sector.
Con las líneas depuradas y ultramodernas de la nueva serie T, su transmisión Powershift, fácil de usar, un motor de 6 cilindros que entrega más potencia y par con una mayor eficiencia de combustible, es fácil imaginarse manejando a toda velocidad como Kankkunen.

“Con sus formas elegantes y su tecnología, nuestros ingenieros de diseño dieron un gran salto hacia el futuro”, explica orgulloso Jussi Kaarlonen, investigador agrónomo de Valtra Tractors. “Los propietarios de tractores tienden a ser muy fieles a su marca pero nuestros vendedores nos dicen que ahora tenemos un producto estrella que podrán usar para animar a posibles compradores a cambiar de marca. Es un producto muy tentador”.

En la nueva serie T, solo se tarda uno o dos minutos en cambiar de marcha adelante a marcha atrás y viceversa. El asiento ergonómico gira 180 grados, se coloca un sencillo cuadro de mandos en el apoyabrazos y el tractor está listo para trabajar, con un segundo volante, un inversor de marcha adelante/atrás y acelerador, embrague y pedal de freno.

Todo ello es posible gracias a una unidad de entrada de dirección de SKF, introducida en 2008.

“La unidad de dirección lleva integrada una interfaz bus CAN, que comunica el ángulo de dirección al controlador de dirección del vehículo”, explica Jani Hopponen, ingeniero de software de Valtra. “El controlador lee el sensor a través de este bus CAN y controla la fricción de frenado de la unidad de dirección. Ello permite controlar a su vez la retroalimentación desde el volante”.

Así, la dirección se regula continuamente al manejar. La resistencia aumenta proporcionalmente a la velocidad de giro del volante, lo que mejora la precisión en la dirección, la comodidad y la seguridad.

Unidad de entrada de dirección electrónica SKF

  • Par de frenado: 0,3–12 Nm
  • Unidad de alimentación: 12/24 V
  • Resolución del sensor: hasta 14 bit/Interfaz 2.0 B CAN
  • Nivel de protección: IP67

En 2008, Valtra incorporó la conducción por cable TwinTrac, utilizando una Unidad de entrada de dirección electrónica SKF en su modelo de tractor S2. Esta solución mecatrónica, compuesta por una unidad integrada de control electrónico y software incorporado, se integra en la electrónica del tractor a través de un bus CAN.

El sensor de SKF otorga flexibilidad en la posición del volante y permite prescindir de las mangueras de dirección hidráulicas, lo que agiliza el proceso de fabricación.

“SKF ya trabajaba con Valtra mucho antes de que yo me incorporara a SKF hace 26 años. Hasta 2008, era mayormente un proveedor de rodamientos”, dice Timo Pajarinen, gerente de cuentas clave, mercado industrial, de SKF Finlandia. “La colaboración entre las dos empresas es muy fluida; nos conocemos bien y tenemos una relación abierta y amistosa. Nos llamamos regularmente para hablar de nuevas ideas. Actualmente, estamos estudiando un nuevo proyecto posible de colaboración”.

La nueva serie T de Valtra fue elegida Máquina del Año en la feria SIMA 2015. Descargue la aplicación de Evolution para iPad para ver una presentación de imágenes de Valtra.

Contenido relacionado