Bearings and related products are used as critical components in all kinds of machinery, including in aircraft. Counterfeit goods lack quality controls and therefore pose a serious public safety risk.

Contra las falsificaciones

SKF dedica grandes esfuerzos en la tarea de combatir el problema global de la falsificación de rodamientos. El principal objetivo es proteger  la seguridad pública y evitar las estafas a clientes.

Contacto de venta

, Genuine@skf.com

El negocio de las falsificaciones es un problema que afecta a todos los fabricantes de rodamientos de marca. Las falsificaciones se encuentran en todos los mercados geográficos, en cualquier sector industrial, y para todos los tipos y tamaños de rodamientos y, al respecto, SKF adopta una postura de “tolerancia cero”, ya que se trata de una actividad ilegal y poco ética que puede poner en peligro la seguridad pública, la salud financiera de las empresas y sus operaciones. También puede dañar las economías locales y favorecer la explotación de personas que trabajan en la industria de las falsificaciones.
“El cliente que compra un rodamiento falsificado está siendo estafado”, dice Tina Åström, directora de SKF Group Brand Protection. “Tenemos el mismo interés que nuestros clientes en impedir estas prácticas. La mejor manera de garantizar la autenticidad es comprar directamente a SKF o a un Concesionario Oficial SKF”.
Para informar sobre las falsificaciones y sobre cómo evitarlas, SKF envía continuamente información a sus clientes y distribuidores. SKF también colabora activamente con las autoridades locales en las acciones emprendidas contra este comercio ilegal, que se ve muy perjudicado por las redadas y el cierre de negocios.
Por otra parte, SKF y otros fabricantes de rodamientos colaboran en la lucha contra las falsificaciones a través de la Asociación Mundial de Rodamientos (World Bearing Association, WBA), que actualmente invierte en una campaña de información contra las falsificaciones a nivel mundial. Para saber más, visite la página web de la campaña en www.stopfakebearings.com.

Italia
En febrero de 2011 se desarticuló una operación de etiquetado y embalaje de falsificaciones en la región de Turín, Italia, en una redada en la que fue incautada una cantidad considerable de productos SKF falsificados. La redada fue llevada a cabo por la Guardia di Finanza italiana, con el apoyo de personal de SKF, así como de otras marcas. Los productos confiscados incluían falsificaciones de rodamientos estándar, rodamientos de ruedas, tensores de correa, correas síncronas, y cajas y etiquetas de código de barras de SKF, así como también productos y embalajes falsificados de otros importantes fabricantes de rodamientos y piezas originales.
“También encontramos máquinas de marcado láser y rodamientos procedentes de China a los que todavía no se les había marcado el nombre”, dice Tina Åström. “A juzgar por la cantidad de cajas vacías, se trataba de una operación bastante importante; de hecho, fue la primera vez que nos encontramos con una operación de ‘fabricación’ fuera de Asia”.

Turquía
En agosto de 2011 tuvo lugar en Estambul una redada que había sido planificada durante seis meses. Esta culminó con la incautación de toneladas de rodamientos SKF falsificados, como resultado de una colaboración fructífera entre SKF Group Brand Protection, SKF Turquía y las autoridades de Estambul. La investigación comenzó en febrero de 2011, cuando Ulvi Bagoglu, director de SKF Marcom & Distributor Development de Turquía, recibió información desde SKF Brand Protection acerca de la queja de un cliente respecto a un rodamiento con la marca SKF que había fallado prematuramente tras haber transcurrido menos de 36 horas desde su puesta en funcionamiento.
Björn Zeidler, responsable de la investigación de falsificaciones de SKF, se desplazó a Turquía y pudo identificar la procedencia del rodamiento: un proveedor situado en un gran mercado de una céntrica calle de Estambul, en el que más de 400 comerciantes vendían rodamientos.
Entre marzo y agosto de 2011, SKF colaboró con un abogado en Turquía, que se dedicó a investigar los rodamientos vendidos en ese mercado, compró muestras y envió fotos a Zeidler. Esta investigación culminó en la decisión de llevar a cabo una redada, dirigida por la policía en presencia de letrados locales y representantes de SKF, en los locales del proveedor el 23 de agosto.
En dicha redada, el equipo descubrió rodamientos marcados con una marca SKF falsificada, así como falsificaciones de otros fabricantes.

Singapur
Una investigación de dos años realizada por SKF sobre las actividades de un empresario en Singapur permitió destapar un comercio clandestino de rodamientos falsificados por todo el mundo. En 2008, se descubrió que un intermediario de Singapur estaba comprando rodamientos en China y vendiéndolos a empresas en Europa. Los documentos de expedición eran modificados para que pareciera que los rodamientos habían sido enviados desde Singapur, en un intento de engañar a las autoridades aduaneras de otros países. Para atraer a potenciales clientes, el sospechoso fingía ser un vendedor autorizado. En esta operación se llegaron a vender enormes cantidades de rodamientos; no obstante, cuando se llevó a cabo la redada en junio de 2010, se confiscó un número relativamente pequeño de rodamientos, comparado con las cantidades que el empresario manejaba supuestamente. El hallazgo más importante fue el de tres discos duros que contenían su correspondencia y transacciones. En febrero de 2011, las autoridades de Singapur entregaron los discos a SKF, y Ulrica Nilsson, de SKF Group Brand Protection, comenzó a estudiar la información almacenada.
“La investigación ha involucrado a cientos de empresas”, dice Nilsson. “Mi trabajo es averiguar lo máximo posible acerca de sus transacciones con el comerciante de Singapur, con qué frecuencia compraban rodamientos y en qué cantidades. Su rastro se extiende por todo el mundo”.

 

Contenido relacionado